ASOCIACIÓN
DE MUJERES
FRANCO-ARGENTINAS
ASSOCIATION
DE FEMMES
FRANCO-ARGENTINES
Eventos

Mujeres Profesionales conmemorando el Dia Internacional de la Mujer

Marzo 10, 2020


APSEN y MARIANNE en el Palacio San Martin


En la tarde del lunes 9 de marzo en las instalaciones del Palacio San Martín se celebró el evento "Reflexiones desde la vida profesional", organizado por la Asociación Marianne de Mujeres Franco-Argentinas, junto a la Asociación Profesional del Servicio Exterior de la Nación, en el marco del Día de la Mujer.

La embajadora ante las Naciones Unidas, Marilita Squeff, y la embajadora de Francia en Argentina, Claudia Scherer-Effosse, fueron algunas de las mujeres que contaron sus experiencias en sus roles como líderes.

Las embajadoras de la Unión Europea en Argentina Aude Maio-Coliche, y Marlise Ilhesca de Jozami, de Fundación Foro del Sur, también expusieron sus impresiones, en una jornada que comenzó con las palabras de Marta Aguirre, presidenta de APSEN, y Patricia Pellegrini, presidenta de la Asociación Marianne.

“¿Es por ser una mayoría de mujeres que somos una asociación feminista? ¿Podríamos decir que las mujeres hacemos feminismo sin saberlo? El mero hecho de ser mujer no nos habilita a comprender acabadamente lo que se está debatiendo en la sociedad contemporánea. Ninguna acción es superflua. Visibilizar a las mujeres en sus tareas y luchas cotidianas, visibilizar las consignas tiene el valor de llevar las reivindicaciones de las mujeres del ámbito privado hacia los debates de las políticas públicas. Un paso enorme que implica considerarnos sujetos de derechos universales”, dijo Pellegrini, presidenta de la Asociación Marianne de mujeres franco-argentinas.

La Embajadora de Francia Claudia Scherer-Effosse comentó que : "Francia tiene muy claro el valor de la paridad. Como diplomática francesa participé en la comisión directiva de la Asociación Mujeres y Diplomacia que desde 2008 trabaja para ayudar a las mujeres a conseguir igualdad de oportunidades en el ministerio. En nuestra embajada aquí en Argentina, la mitad de los puestos directivos son ocupados por mujeres, aunque todavía queda mucho por hacer" junto con la Embajadora de la UE Aude Maio-Coliche compartieron sus experiencias como diplomáticas y las acciones en los diferentes organismos para conseguir paridad y diferentes recursos para lograr el apoyo de los hombres. La necesidad de pedir medidas específicas que permitan a las mujeres poder aceptar destinos y misiones diplomáticas y horarios de trabajo que les permita conciliar la vida personal y familiar con la vida profesional.

 Un tema al que hicieron referencia las tres diplomáticas fue la maternidad y la importancia de acompañar de verdad ese momento de la vida de la mujer en que lo privado y lo profesional se cruzan de manera tan singular. También la necesidad de solidaridad entre las mismas mujeres en el apoyo de sus propuestas e ideas dada la desigualdad de su representación en los ámbitos de decisión y también el derecho a no exigirnos ser excepcionales, darnos el permiso a ser normales, del montón, no por ser mujeres tener una autoexigencia que no tienen por lo general los hombres. Y apoyar también a las mujeres que no son excepcionales.
Todo esto dicho en una atmósfera de confianza y camaradería con las y los presentes, porque no faltó el llamado a los hombres, aliados fundamentales a ayudarnos en vencer la inequidad tan arraigada en nuestra cultura.

La embajadora ante las Naciones Unidas, Marilita Squeff, aseguró: “Como mujeres y funcionarias, desde distintas áreas de la Cancillería tenemos la posibilidad de trabajar para generar más oportunidades para otras mujeres de nuestro país. En particular, desde las negociaciones económicas podemos trabajar en pos del empoderamiento económico de las mujeres”. Y agregó: “Yo creo que en esta carrera las mujeres aún estamos en tránsito. Estamos transitando de la tolerancia y la conmiseración a la presencia femenina en un mundo de hombres, a la aceptación plena”.

Marlise Jozami, de Fundación Foro Sur, dijo que no cree en las coincidencias, por lo que no le pareció casual que lo que las convoque en este Día de la Mujer, desde la asociación, sea la figura de una mujer como Marianne, símbolo de la libertad. Es que la asociación franco-argentina tomó su nombre de Marianne, la figura alegórica que simboliza la República de Francia y los valores de libertad, igualdad y fraternidad. Formado por un grupo de mujeres líderes e influyentes en distintas disciplinas y especialidades, sus representantes funcionan como puente de influencia que acerca a las demás mujeres ideas e información. Esto debido al liderazgo de las francesas durante la revolución, en comparación con sus contemporáneas relegadas a tareas menores, en el resto del mundo.

Marianne retoma el concepto de mixidad, impulsado desde el año pasado por la institución en su tradicional cóctel de cierre de año en la Embajada de Francia. El neologismo, del francés mixité, representa el cambio social a partir del trabajo conjunto de hombres y mujeres. Esta idea busca promover la igualdad de género en todos los ámbitos, con la intención de concientizar sobre la importancia de trabajar por una sociedad mixta, como un reconocimiento conjunto acerca de lo necesario de construir una sociedad en la que todos estén representados.
La reunión  culminó con un brindis gracias a la generosidad de dos socias Marianne: Carla Bianchi de Bodegas Bianchi y Svletana Labourdette de Bodegas Zunino .

 
VER  
PRENSA

Revista Magenta:

ARGENTINA VISTA POR MUJERES ARTISTAS
28/10/2020 leer nota

CLARIN:

LA REVOLUCION FRANCESA y LA FIGURA DE MARIANNE
14/07/2020 leer nota

LA NACION:

MUJERES en la REVOLUCIÓN FRANCESA
13/07/2020 leer nota

Alliance Francaice